Garrè, Mestre, Nebbia y Soulè: la insòlita noche en que la mùsica evitò una tragedia de dimensiones incalculables

Lo que parecìa un tìpico show musical, terminò empañado gravemente con la presencia de un polìtico que aprovechando la numerosa concurrencia al Teatro Coliseo, supuso que podrìa utilizar el mismo como inaugural plataforma para su campaña a presidente.

Nebbia, Mestre, Garrè, Soulè (Foto Por Favor y Gracias A001)

Por Gabriel Imparato

(Capital Federal – Domingo 7 de Julio de 2019) La mùsica logra milagros, sino que lo digan aquellos que obraron como inesperados testigos de un evento musical que por esas cosas del destino pudo haberse convertido en una gravìsima batalla campal entre las dos posturas polìticas de la realidad. La denominada“grieta”existe, instaladas a principios de la actual dècada por el lado polìtico gobernante por aquellos años, un fenómeno social de graves consecuencias para la cotidiana convivencia de los habitantes de esta naciòn.

Mestre and friends (Foto Paul David Focus A001)

Todo parecìa absolutamente normal en los minutos previos al recital que iban a ofrecer Silvina Garrè, Nito Mestre, Litto Nebbia y Ricardo Soulè en el Teatro Coliseo, pero faltando solo tres minutos para las 21:50, un conocido polìtico que se desempeñò como jefe de gabinete a principios de milenio y que ahora se postula para la presidencia de la naciòn ingresò a la sala acompañado por una mujer.

Nebbia, Mestre, Garrè, Soulè (Foto Por Favor y Gracias A002)

Reconocido por algunos espectadores en la platea, atino a saludar y cuando muchos finalmente tomaron cuenta de su presencia, se dio vuelta veloz en el pasillo central de la sala, saludando como si fuera el protagonista de un evento que lo tiene como figura central. Lejos de tomar ubicación ràpidamente para ubicarse como uno de los tantos espectadores del concierto, ralentizò su ingreso y ubicación en la fila 4 del àrea de plateas preferenciales, pero ignorando que el show estaba por comenzar, inicio una larga secuencia de selfies y saludos hacia distintos sectores del teatro, lo que provocò algo que de inesperado tuvo muy poco en la lògica.

Nebbia, Mestre, Garrè, Soulè (Foto Por Favor y Gracias A003)

Un importante nùmero de espectadores en la sala comenzaron a cantar la frase“vamos a volver, vamos a volver”, otros se adhirieron ponièndose de pie y arengando a los demàs, mientras algo màs de un cincuenta por ciento de la sala asistìa absorta a esta inesperada bravata polìtica que trastocò la cuenta regresiva del espectáculo. Segundos màs tarde, ya con el polìtico sentado en su lugar, un bloque numeroso de asistentes al evento desde un variado espectro de ubicaciones comenzò lo que podìa llamarse la respuesta a quienes lo alababan desde distintos sectores.

Nebbia, Mestre, Garrè, Soulè (Foto Por Favor y Gracias A004)

Epítetos que iban desde“ladròn”, “chorro”, “tìtere”y un sinnúmeros de insultos que no dejaban bien parada a su madre, sonaron fuerte y por unos minutos, lo que parecìa un tradicional concierto un fin de semana en la zona de Retiro, se convirtió en una batahola de dimensiones incalculables. La dramaticidad del conflicto no cedìa y muchos de los presentes pasaron del aliento a las amenazas fìsicas, mientras gran parte del pùblico estrictamente reunido por el asunto musical no daba crèdito a todas estas contingencias provocadas por la denominada“grieta”.

Nebbia, Mestre, Garrè, Soulè (Foto Por Favor y Gracias A005)

Los seguidores del polìtico presente en la sala comenzaron a gritar cosas como“venì acà asì lo resolvemos ahora!”, “porquè no bajàs asì te cago a trompadas?”, expresiones que obviamente alteraron la calma que habìa segundos antes de ponerse en marcha el concierto. Màs gritos, silbidos y nuevas muestras de violencia verbal prosiguieron hasta que el jefe de iluminación apagò las luces del lugar y se corrieron las cortinas del escenario.

Nebbia, Mestre, Garrè, Soulè (Foto Por Favor y Gracias A006)

Los mùsicos protagonistas, que tal vez anoticiados allì de lo que estaba ocurriendo en el sector central de plateas, ingresaron un poco antes inesperadamente a sus planes mientras el cortinado se abrìa, lo que dejò en evidencia el pedido desde algún lugar para sofocar el combate verbal que se habìa desatado en la sala. Con la presencia de los artistas sobre el proscenio la batalla polìtica entre los espectadores fue apagàndose lentamente, pero aùn al terminar la primera canciòn todavía seguìan las frases desde uno y otro sector amagando con proseguir la pelea desatada ante dicho visitante al evento en ese lugar.

Nebbia, Mestre, Garrè, Soulè (Foto Por Favor y Gracias A007)

Con el paso de los minutos y la sabia conducta de Garrè, Mestre y Soulè para entretener al pùblico con su arte y bromas entre temas, el conflicto pareciò esfumarse, confrontación que regresò justo cuando Litto Nebbia cantò un tema donde la letra decìa que“para las personas en prisiòn hoy eso es una distinción”, regresando entre distintos sectores de la sala una pelea que no se habìa esfumado totalmente.

Mestre and friends (Foto Paul David Focus A011)

Como si todo esto no hubiese sido suficiente, luego en otro sector del show cuando finalizaba un tema, el reconocido pianista sostuvo que“hay que terminar con la grieta”, casualmente cuando la calma habìa regresado al lugar tras otro bloque de tensiòn entre los asistentes. Las cosas no pasaron a mayores hasta el cierre del show, momento cuando la figura polìtica debiò dejar su lugar en la fila 4 de las plateas para retirarse del lugar. Allì, dos integrantes de un cuerpo de seguridad con bastantes músculos y unos prendedores que decìan JP en color dorado acompañaron a la conocida figura polìtica hacia el exterior mientras los gritos a favor y en contra se multiplicaban de nuevo.

Mestre and friends (Foto Paul David Focus A007)

Lo ocurrido en la sala, muy desnaturalizado por este conflicto de tono polìtico y social, lo ùnico que hizo fue alterar lo que debiò ser un gran reuniòn de figuras de la mùsica, pero por la imprudencia de uno de ellos, la manipulación del evento en el inicio con la actitud de esta personalidad dirigencial, transformo definitivamente la paz de un show que tuvo por suerte situaciones musicales que llevaron a los espectadores a olvidar sus miradas de la realidad para disfrutar de la mùsica en el teatro. Las amenazas que pasaron de la tìpica violencia verbal a los amagues de trompearse segundos antes del show, definitivamente arruinaron la armonìa de un pùblico que sintiò en alguna proporción que lo ocurrido en el lugar fue una emboscada polìtica manipulando la presencia de tanto publico en un àmbito musical.

Mestre and friends (Foto Paul David Focus A008)

Segùn se pudo investigar, quien habrìa reservado esas plateas en fila 4 para dicha personalidad polìtica habrìa sido el prestigioso pianista que conforma el núcleo central de protagonistas involucrados en este espectáculo,sabida su relaciòn durante muchos años en la época de la administración gubernamental 2003-2007. Anoche en el Teatro Coliseo, lo que debiò ser un normal espectáculo de mùsica, no terminò en una gran tragedia por esos milagros que la mùsica provoca, pero poco faltò para que los habituales asistentes a este concierto olvidaran el motivo de su presencia allì para lanzarse a una batalla campal justo en el horario prime-time del sàbado en un fin de semana largo.