“Kravitzpalooza”enloqueciò a sus històricos fans, un demencial concierto de rock en un festival donde este gènero decepcionò por el bajo nivel exhibido por otras figuras

Lenny y una banda infernal realizaròn una devastadora“masterclass”de rock en el Main Stage 2 fue lo mejor que pasò en la sexta ediciòn de la megamuestra internacional en San Isidro, show que dejò en claro el excepcional nivel del autor de“Raise Vibration”.

Lenny Kravitz (Lollapalooza Arg 2019 - Foto Gabriel Imparato A001)

Por Gabriel Imparato

(Capital Federal – Lunes 01 de Abril de 2019) Las cartas estàn totalmente jugadas y no hay tèrmino medio, a esta altura no se puede quedar bien al mismo tiempo con Dios y con el Diablo. La sexta ediciòn del“Lollapalooza Argentina”ya consagrò al mejor concierto de la realización, un fantàstico espectáculo que tiene nombre y apellido bastantes previsibles: Lenny Kravitz. El mundo del trap, hip hop, urbano o rap tal vez sea algo muy mediàtico y bonito para toda la comunidad millenial, pero el que sigue cortando boletos y convocando a las multitudinarias audiencias en estas megamuestras musicales, tiene 54 años, se calza al hombro una Gibson Les Pauls y por dos horas el resto de la vida en el globo terràqueo muy poco importa cuando por espacio de 145 minutos el artista norteamericano expone la mejor propuesta rockera en tres dìas de congregación musical en San Isidro.

Lenny Kravitz (Lollapalooza Arg 2019 - Foto Gabriel Imparato A003)

Le importa un pepino el escenario que le asignaron, mucho menos cuando terminarà su performance, lo que generarà esa noche el invisible fastidio de Kendrick Lamar y Vicentino que cuando ponen en marcha sus shows, todavía tienen de fondo el sonido de la mejor exhibición que deja la temporada 2019 en el campo de carrera hìpicas. Emerge desde una pequeña tarima que le impide verificar el sonido del lugar, pero le bastan un par de señales al sonidista y un gesto contundente para que las cosas se reorienten hacia el mejor destino durante esta furibunda paliza que le propina a los mediàticos millenials, reconfortando a sus fans con un show no apto para cardìacos.

Lenny Kravitz (Lollapalooza Arg 2019 - Foto Gabriel Imparato A005)

Parte de la multitud viene corriendo desde otras plataformas cuando comienza a sonar esa pegadiza estructura de“Fly Away”,continuada con“Dig In”en un inicio cautivante que con el paso de los minutos gana en intensidad emocional y sònica. Muchos llegan curiosos del escenario 1 despuès de padecer el desastre creativo de Paulo Londra, un emergente de esa nueva escena urbana donde no importa demasiado si se canta bien o si lo que suena detràs tiene algún peso artìstico, parece sobresalir màs la imagen del carilindo cordobès y todas esas millonarias reproducciones en las redes sociales. Ajeno al espanto que signò aquellos ùltimos minutos en el escenario principal, Lenny Kravitz redirecciona veloz las torretas misilìsticas sabiendo que tiene delante una multitud escuchàndolo, disparando“American Woman”, un hit que se terminò de consagrar como tema de una de las películas de la saga del personaje“Austin Powers”.

Lenny Kravitz (Lollapalooza Arg 2019 - Foto Gabriel Imparato A010)

La canciòn con un riff ganchero deviene después de varios solos de guitarra en un ralentado reggae donde el grupo baja de quinta a primera para dar al show la cuota de instrospecciòn mìstica con“Get Up Stand Up”. Muy felìz por la fuerte respuesta del pùblico que lo alienta entre tema y tema, el mùsico de color agradece  todos esos mimos de la multitud hablando poco en castellano y bastante en inglès. Llega por fin el momento de darle un cachito de espacio a su nuevo àlbum“Raise Vibration”, atractivo trabajo publicado por Warner Music a fines del año pasado, bloque donde se conjugan las seductoras“It’s Enough”y“Low”,las cuales conllevan mucha relectura rockera con buenas bases rìtmicas y activos tonos orquestales.

Lenny Kravitz (Lollapalooza Arg 2019 - Foto Gabriel Imparato A002)

Con una carrera solista que muchos envidian sin ocultarlo, la brutal fiesta musical en el Main Stage 2 cobra dimensiòn de lounge sobre el lado norte del hipódromo mientras los mùsicos tocan“It Ain’t Over ‘Til It’s Over”, un tema con espìritu FM pero que ubica a la banda exhibiendo sus raìces negras con una precisiòn sencillamente infartante cuando los mùsicos encastran devastadores tras la prolongada introducción desde los teclados. Todos comienzan a advertir el excelente nivel expuesto en esa zona del predio y no sorprende al final de las siguientes canciones que tengan como corolario aplausos muy fuertes, firmes ovaciones y màs cànticos alentando al mùsico que luce ahora dreadloks con frenesì por el prolijo escenario bastante cerca de la Panamericana.

Lenny Kravitz (Lollapalooza Arg 2019 - Foto Gabriel Imparato A004)

Con“Can`t Get You Off My Mind”y “Blieve”, la banda asume un nivel de interpretación excelso pero lo mejor arriba al Stage 2 con la monumental versión de“Always On The Run”y ahì conviene detenerse en detalle con lo ocurre junto al astro norteamericano. Cindy Blackman ya no toca la baterìa en este grupo pero està muy bien reemplazado por Franklin Vanderbilt Jr, una magistral base que se completa con Gail Ann Dorsey, la calva bajista de color que tocò con muchos hèroes de la mùsica, entre otros el fallecido David Bowie. Aportando seguridad con su bajo pero agregando otros colores a la estructura rìtmica, ella no escatima sutiles intervenciones con  un pequeño teclado y una voluptuosa pedalera, lo que hace màs impactante la arquitectura de un notable entramado de canciones con gigantesca calidad compositiva.

Lenny Kravitz (Lollapalooza Arg 2019 - Foto Gabriel Imparato A009)

Fiel ladero del anfitrión, Graig Ross empuña otra Gibson Les Pauls para apoyar al dueño de la fiesta, una labor que crece contundente con el suave paso de los minutos,firme tramo donde el propio Kravitz lo empuja suavemente hacia delante para que la audiencia ponga foco en el dueño de incendiarios solos sobre las seis cuerdas. Enfocado muchas veces por las càmaras que le ofrecen al pùblico una visiòn amplificada de los hechos sobre el proscenio, el tecladista George Laks no ahorra instrumentos y pedales para apoyar cada canciòn, una seguridad a bordo del combo rockero que golpea impiadoso y martilla rock del bueno para delirio del multitudinario pùblico que enrojece sus manos de tanto aplaudir. Completando un equipo de instrumentistas super talentosos, la intensidad gana en  permanencia y efectos con los vientos del trìo que suma Kravitz a esta agrupación de gira, momento donde el gran saxo de Harold Todd, la trompeta de Ludovic Louis y el saxo barìtono de Michael Sherman se suman altivos en una banda que electrifica el aire en esos 250 mil metros cuadrados como si nada.

Lenny Kravitz (Lollapalooza Arg 2019 - Foto Gabriel Imparato A008)

Incorporada en este repertorio recientemente, la vuelta de“Where Are We Running?”es uno de los puntos fuertes del show por lo contagioso de su estribillo, infernal desenlace en el Main Stage 2 que se hace realidad con“Again”, una canciòn que por propia decisión del anfitrión se estira varios minutos mientras los bronces golpean victoriosos. El pùblico sin que se lo pidan canta fuerte en varios pasajes del cierre y Kravitz los convida para que esa masa coral gana espacio de privilegio en los bises. Para ese bloque de clausura Lenny pone foco en su primer àlbum y la ponencia de“Let Love Rule”es una genial“masterclass” dentro de otra“masterclass”general, ofreciendo un arreglo de 14 minutos que incluye para delirio de los espectadores la cercanìa del mùsico a los vallados delanteros, pidiendo allì el respaldo de los coros provenientes de la audiencia mientras se abraza con algunos que estàn al borde de los separadores metàlicos.

Lenny Kravitz (Lollapalooza Arg 2019 - Foto Gabriel Imparato A010)

Son màs de las 22:15 y preocupados por una situación que los excede, tanto Kendrick Lamar como Vicentino ya estàn ubicados sobre sus respectivos escenarios sin entender porquè aùn las cosas siguen sonando en el Main Stage 2 como si hubiese arrancado recièl el concierto. A Kravitz le importa un capuchino lo que sucede en otros plafones de show y con màs furia rockera de lo habitual estira esa compañìa incòmoda para sus colegas otros diez minutos con la asesina estocada musical de “Are You Gonna Go My Way”, mientars el heroico riff de las Les Pauls contagia a los allì presentes, incluyendo a la gente de seguridad que por unos segundos deja de mirar al pùblico para disfrutar esa paliza rockera del mejor artista del festival. Saludando felìz con lo alcanzado en esas dos horas y cuarto, Lenny se baja del escenario aunque su banda para protegerlo siga tocando unos dos minutos màs. Sabiendo que acaba de ofrecer a esos cien mil asistentes el mejor concierto del festival, Kravitz pone contundente las cosas en su lugar con un arrasador concierto que lo ratifica como el solista rockero màs trabajador y experimental de la ùltima dècada y media, un show que serà recordado por la gente varias dècadas después de una noche donde el rock volviò de su mano a devolvernos la fè en ese gènero maltratado por otros con mucho glamour mediàtico y poca sustancia detràs.

Lenny Kravitz (Lollapalooza Arg 2019 - Foto Gabriel Imparato A001)Lenny Kravitz (Lollapalooza Arg 2019 - Foto Gabriel Imparato A011)

Lenny Kravitz (Lollapalooza Arg 2019 - Foto Gabriel Imparato A006)Lenny Kravitz (Lollapalooza Arg 2019 - Foto Gabriel Imparato A002)