Lollapalooza Argentina 2019 Day Two – Candelaria Tinelli se crucificò a la vista de unos pocos en el escenario central, un debut olvidable con muchos responsables y demasiadas selfies

La reconocida hija del ahora dirigente justicialista k, debutò musicalmente con un evento penoso, patètico y con síntomas de algo forzado por gente ajena a la escena musical, show que demostrò que la inexperiencia en estos casos puede pagarse con un costo altìsimo.

Candelaria Tinelli (Lollapalooza Arg 2019 - Foto TyT Group A001)

Por David Dakota (columnista invitado)

(Capital Federal – Domingo 31 de Marzo de 2019) Arrojada cruelmente a los leones de la prensa mediàtica, Candelaria Tinelli viviò ayer en el Hipódromo de San Isidro el àspero y convulsionado sinsabor de ser la gran mediàtica crucificada de la segunda jornada del “Lollapalooza Argentina 2019”, una patètica actuación que con el minutos eclipsò todas las noticias relacionadas con el evento realizado en el amplio predio bonaerense, erràtica y fallida performance que le cayò como anillo al dedo a los detractores de la muy bella y popular hija del ahora dirigente justicialista k que alterna este rol con la televisión.

Candelaria Tinelli (Lollapalooza Arg 2019 - Foto TyT Group A002)

Todos asistieron a algo que en circunstancias normales jamàs debiò suceder, es decir, el debut de una ignota en un escenario internacional de esa magnitud, dàndole allì sin titubeos a las pirañas mediàticas el cuerpo de una joven que viviò una pesadilla de la que tambièn tiene enorme responsabilidad, por no haber medido las consecuencias de un acelerado acceso a un plafòn de esta magnitud delante por suerte de una nula cantidad de pùblico que a esa hora del megaevento musical estaba ingresando o hidratàndose por la alta temperatura de un sàbado màs veraniego que nunca.

La carrera musical de una persona se construye con esfuerzo, pasiòn, buena voluntad y un enorme cùmulo de trabajo para lograr los objetivos deseados de la manera màs paulatina posible, la antìtesis de esta bella joven que adquiriò reconocimiento por su apellido y esa enorme pasiòn artìstica, por recubrir persistente y tenaz hasta el ùltimo milímetro de su joven cuerpo con tinta desconociendo que efectos pueda tener la misma en su futuro.

 

Candelaria Tinelli (Lollapalooza Arg 2019 - Foto TyT Group A008)

Con una experiencia nula en el mundo under de la nueva escena pop, con un par de shows en condiciones artificiales prefabricadas constantemente por un entorno que poco la ayuda, Candelaria Tinelli que en su efìmera etapa musical prefiere el seudònimo de Lelè, saltò al vacìo en el escenario del Main Stage 1 del Lollapalooza Argentina 2019 y como señala la ley de Murphy, si algo espantoso puede ocurrir, finalmente ocurrirà. La previa de una muy olvidable tarde para una de las hijas del anteriormente líder de la televisión nacional, ya presagiaba señales preocupantes, con la presentaciòn de un supuesto disco solista de la joven, presentaciòn a la que no fue citado ningún medio musical ni tampoco aquellos que se dedican a difundir a las personas que supuestamente cantan. Como viene ocurriendo en el ùltimo lustro, estos eventos especiales se llevan a cabo con invitados forzosos a los que no les queda otra que asistir, no sea que algún animador power de la tv abierta los pase a la lista de desclasados, con medios audiovisuales dedicados a la farándula que saben tanto de mùsica como de electrònica espacial en la conquista de otros mundos.

Candelaria Tinelli (Lollapalooza Arg 2019 - Foto TyT Group A005)

El disco“Yo”no tiene una discogràfica reconocida detràs como editora y lo poco que hasta ahora se conoce proviene de gacetillas enviadas dìas después que ocurren los hechos, a los que sì asisten centenares de fotògrafos de la farándula, a los que simplemente les da lo mismo que suba a cantar la hija del animador bolivarense o la brava brava de Flandria. El infectado caldo de cultivo poco ayuda a esta mujer a la que ayer le bastaron unos escasos segundos en el Main Stage 1 para crucificarse a todo glamour delante por suerte de una audiencia que pocos instantes después de iniciada, partiò a otro escenario o buscar refugio de un sol que no perdonaba pasadas las 14 horas en predio hìpico. Con una formación de trìo rockero y un disparador de secuencias denominado llamado Diega, el ex-tecladista de Tan Biònica que parece ridículamente bautizado por el relator Mariano Clos, el inicio fue arranque y doble balazo a la masa encefàlica por la cantidad de pifies de la cantante para poner en marcha su canciòn inicial. Superado esos muy esperables nervios del inicio, por algunos instantes Candelaria Tinelli piloteò con calma lo que parecìa encaminado a tener un desenlace llevadero, pero como ahora la modernidad señala que està muy mal visto la utilización de teclados con secuencers en vivo, porque da viejo, esa decisión de disparar ciertos sonidos o bases con una computadora mòvil le costò carìsimo a la joven, cuando la màquina original y su back up de emergencia se infartaron con el calor que reinaba justo a la hora de mayor roce con los rayos solares.

Candelaria Tinelli (Lollapalooza Arg 2019 - Foto TyT Group A006)

El espectáculo como era de prever, tuvo una pausa con la protagonista fuera del escenario y los desesperados intentos por resucitar esas sofisticadas tostadoras electrònicas llamadas note-books, que en vivo sirven ùnicamente con equipos de refrigeraciòn que se emplean constantemene haya calor o nò. Con un vestuario inapropiado para un recital con elevada temperatura, exactamente el mismo empleado en una aparición cantando con otra mujer del mundo mediàtico en un teatro hace varios meses, Candelaria Lelè batallò con mucha paciencia el cierre de su fallido evento ante la mirada de su padre y otras personalidades que asistìan bastante incòmodos a la tragicomedia que acaecìa en el Main Stage One, una plataforma a todas luces demasiado grandilocuente para alguien sin experiencia en estas lìdes interpretativas. Todos se preguntaban sin cabildeos…”no era mejor que arrancara en el Alternative”Stage?”…pero lejos de reflexionar sobre esta espantosa performance, esta inexperta vocalista sacò a relucir su otra arma de popularidad, es decir sus selfies, festival de imàgenes en el lugar dando a entender que todo funcionaba sin problemas. En un dìa donde su progenitor habìa utilizado sus redes sociales para fustigar duramente la actual polìtica del gobierno 2015-2019 con la excusa de respaldar al gèlido jugador hispano Lionel Messí tras su descargo post-mundial, los medios oficialistas y no tanto hallaron en la performance de la joven la manera de hacerle sentir su peso mediàtico, maniobra que de forma incomprensible colocò este mini recital en un espacio de protagonismo total e incomprensiblemente injustificado.

Candelaria Tinelli (Lollapalooza Arg 2019 - Foto TyT Group A004)

Lo màs grave llego bastantes horas después cuando la joven que reniega de su apellido en esta carrera musical realizò un video con su descarga tras el papelòn ocurrido. “Sentì una conexión increíble con la gente, lo volverìa a hacer ya mismo”, sostuvo ignorando en ese inicio lo que sucediò, pero segundos màs tarde se contradijo al formular que “me quedè re-manija porque saliò bastante para el orto, me querìa morir pero fue”, grabaciòn en la que comparò sus problemas de sonido ni màs ni menos que con los de aquèl que cerrò en el Main Stage 2 la ùltima jornada del festival, una expresión delirante y ridìcula. Como si todo esto no hubiese sido suficiente, agregò“no soy Luis Miguel, soy Lelè, era mi primer show, mi primer disco, no soy una profesional, son cosas que me superan, pero bueno, le pusimos onda. Trabajè mucho, trabajè con psicòlogo, psiquiatra para estar bien en el escenario, pero bueno, son cosas que pasan, estoy muy contenta por haber presentado el disco”, concluyò la mujer que ayer se lanzò en un mediàtico océano de pirañas para dejar que las voraces exterminadoras no dejaran hueso alguno de su persona.

Candelaria Tinelli (Lollapalooza Arg 2019 - Foto TyT Group A007)

Las declaraciones post show en un video de la patètica red Instagram asomaron como una confesiòn suicida de alguien que deberìa meditar los siguientes pasos de su carrera musical, si no quiere que las pròximas apariciones abastezcan de contenido humorìstico a los crueles de turno. Los medios encima para agravar el tema, sacaron a relucir las declaraciones del dueño de la vergonzosa note-book que se trabò o tildò en esa horripilante tragedia vespertina, tristes tèrminos de alguien que pareciò obligado por algún entorno de poder a asumir todas las culpas y sacarle peso de responsabilidad a la protagonista tras ese fatìdico papelón.

Candelaria Tinelli (Lollapalooza Arg 2019 - Foto TyT Group A005)

Si Candelaria“Lelè”Tinelli quiere tener una digna y respetable carrera en la mùsica, las primeras decisiones deben ser despedir a su grupo musical de apoyo y encarar una serie de actuaciones no promocionadas mediàticamente para allì alcanzar un training con estas canciones que pretende difundir. La joven necesita mùsicos experimentados, detalle que no es menor por màs que estos no den el look de jóvenes o fashions, amèn de ensayar sus canciones sin la presiòn de un megashow como el ocurrido, construyendo un paulatino y manipulable training de recitales, cosa que cuando el proyecto madure a la velocidad que corresponde, estos episodios ocurridos estèn lejos de volver a repetirse. Otro punto que no la favorece en absoluto es la presencia de su team familiar, porque ella y sus parientes lo saben, la aparición pùblica de estas figuras es seguida por medios faranduleros que estàn a la espera de estas situaciones y el gigantesco bochorno de ayer en el Main Stage 1 fue casi como un tiro penal sin arquero a pocos centímetros de la lìnea. La verdadera mùsica no se construye con selfies, tatuajes y abominables entornos mediàticos, un aspecto que nadie en verdad contemplò cuando esta joven ayer decidiò crucificarse, a la vista de unos pocos en el campo hìpico y al rebote mediàtico de una farándula pauperizada que la descuartizò sin ninguna clase de titubeos o vacilaciones.